No solamente un libro más

No solamente un libro más October 6, 2022

Durante mi primer año de estudios en una universidad secular, había un requisito de tomar ya sea un curso introductorio de la Biblia o un curso general de religión. Opté por la segunda opción. Mi profesor era un católico alemán que se especializaba en el islam. La primera asignación del semestre fue leer el Libro de Génesis para discutir las similitudes entre las historias que contiene y varias historias de origen de las antiguas civilizaciones mesopotámicas. Cuando abrí la Biblia que había comprado, leí en ella: “En el principio, cuando Dios creó los cielos y la tierra, y la tierra estaba desordenada, con tinieblas sobre el abismo y un viento recio que barría sobre las aguas – entonces dijo Dios: sea la luz, y fue la luz.”

Había estado leyendo bastantes libros para las varias clases que cursaba, pero un pensamiento vino a mi mente mientras leía el Génesis. “Este no es simplemente un libro más para estudiar; esto es lo que yo creo. Este libro es diferente de todos los demás”. Este pensamiento simple pero claro se profundizó a medida que leía libros del autor judío Chaim Potok: estaba en medio de leer todas sus novelas después de haber leído Mi Nombre es Asher Lev en la escuela secundaria. Leí En el Principio, donde un joven polaco brillante de una familia judía devota descubre el mundo académico bíblico que a veces no estaba de acuerdo con lo que aprendió de su padre y su escuela judía. Como adulto, David resolvió estos conflictos internos entre su fe y el mundo académico para convertirse en un profesor bíblico exitoso mientras conservaba su fe.

La Biblia ciertamente es diferente. Creemos que Dios ha inspirado a ciertos hombres a lo largo de los siglos para escribir esta colección de libros que la Iglesia ha reconocido que contiene todo lo necesario para nuestra salvación. Leer la Biblia no es simplemente leer un libro más. Escrita por una variedad de autores en diferentes géneros a lo largo de los siglos, la Biblia permanece siempre viva y pertinente porque es la Palabra viva de Dios.

Antes de la década de 1960, se advertía a los católicos sobre la lectura de la Biblia por su cuenta; sobre todo porque esta requiere una preparación adecuada para entenderla correctamente. Desde la década de 1960, la Iglesia ha promovido activamente el estudio personal bíblico.  Más allá de eso, las lecturas proclamadas en la misa dominical se ampliaron considerablemente con un nuevo leccionario compuesto por un ciclo de tres años en comparación con el ciclo de solo un año que existía antes. Si un católico asiste a Misa todos los domingos durante tres años, escuchará proclamado el 40,9% del Nuevo Testamento. Si esa persona también asiste a Misa diaria y a los días festivos además de la Misa dominical, habrá escuchado el 71.5% del Nuevo Testamento. Esto se compara con el 3,7% y el 13,5% respectivamente antes de las reformas litúrgicas del Concilio Vaticano II.

Dios nos habla a través de su Palabra sagrada, confirma nuestros deseos, nos consuela en el momento oportuno y nos convierte para que nos arrepintamos. San Agustín escuchó el famoso canto de niños, “Toma y lee”, el cual interpretó como tomar la Biblia y leerla. La tomó, la abrió y leyó: “Andemos como de día, no en orgías y borracheras, no en fornicación y sensualidad, no en pleitos y celos. Antes bien, vístanse del Señor Jesucristo, y no hagan provisión para los deseos de la carne.” El pasaje de San Pablo hizo que San Agustín se arrepintiera de su vida pasada desordenada y lo llevó a una conversión. Confirmó su deseo de seguir a Dios y le dio la fuerza para hacer el cambio necesario.

La Biblia no es un libro más histórico y espiritual entre los muchos libros que existen. Inspirada por Dios y escrita por los hombres, contiene todo lo que necesitamos para alcanzar la salvación. La reverenciamos porque reconocemos que Dios se manifiesta a través de su contenido, guiándonos personalmente hacia una mayor plenitud y alegría. No es un libro más para estudiar; es lo que creemos.

Picture from Public Domain

"The statement you drew out from my statement is legitimate. Did you think I'd disagree ..."

What I learned in Qatar
"Find it funny that in your comment you express that you don't really care about ..."

What I learned in Qatar
"Woopdi scoop di poop"

What I learned in Qatar
""I do believe that there are things to criticize in Qatar, especially right now that ..."

What I learned in Qatar

Browse Our Archives

Close Ad